Felicity

K. Russell

Felicity fue una de mis series favoritas. Cuando la transmiteron yo todavía estaba en la universidad, y varias situaciones o incluso el ambiente me recordaba a lo que yo vivía. No pude verla completa porque no había cable en mi casa, y pasaron una o dos temporadas en el canal 40, cuando no tenían programación propia todavía. Ahora la están retransmitiendo por Sony y trato de no perdérmela. Es tal como la recuerdo de esos años: nostálgica, nostálgica, nostálgica desde la entrada de los capítulos de la primera y segunda temporadas, la musiquita triste, relajante, lenta, con fotos de los personajes en blanco y negro, con LA ciudad de Nueva York de fondo.  Ya no puedo sentirme identificada con esa vida estudiantil y los triángulos amorosos de pacotilla que sostienen la serie, pero me encanta su atmósfera.

Pienso que es sobre la vida interior de la joven protagonista en esa etapa tan difícil de la juventud, más que de las clásicas situaciones de las relaciones amorosas, la primera vez, la amistad, el aborto, las relaciones sexuales con alguien mayor o con un maestro, etcétera. Y bueno, es algo obvio porque usa su grabadora para tratar de explicar cómo vive el conflicto de que se trate cada capítulo. Soledad-bullicio, introspección-Nueva York, silencio-ruido, contención-libertad, confusión, búsqueda, búsqueda, búsqueda…incertidumbre, vida al fin. El tono está logrado a través de la fotografía, el guión por supuesto, la música, incluso la ropa. Los personajes, sobre todo el de Felicity, no están megaproducidos como en otras series, ya no digamos las de hoy en día, donde el look está fría y perversamente calculado para que el público quiera parecer una copia al carbón y corra a comprar la ropa igual, y el corte de pelo y los zapatos y todo lo que se pueda. Felicity es preciosa, pero en invierno se viste con sus suéteres de abuelita súper aguados, jeans y tenis.

Es una serie que en vez de sólo disfrutarla como cualquier otra, me hace decir: “me hubiera encantado estudiar en Nueva York, una licenciatura tal y como Felicity, y vivir en una residencia estudiantil, y que la biblioteca de la escuela permaneciera abierta las 24 horas del día, por lo menos en épocas de finales, y estudiar allí la noche entera, tal como Felicity, y tener tutor y asesor estudiantil, y trabajar en una cafetería en Nueva York, y blablabla.”

Y qué tiempos aquéllos, que no había celular masivamente, ni internet, ni blogs ni twitter, Ben era el experto en power point y en el recién salido play station. Felicity con su diario y medio de comunicación con la grabadora portátil para comunicar sus miedos, experiencias, sentimientos, emociones… ¿ahora abriría un blog, o usaría twitter, o e-mail? En los salones aun escribían en cuadernos, lo mismo para estudiar en la biblioteca (y eso que era en EU); no como ahora que todo es en la lap y ya nadie sabe escribir en papel.

Yo viví esa transición, no soy nativa de la red por unos dos tres añitos. Cuando entré a la facultad apenas teníamos correo electrónico y párale de contar, casi ni se usaba. ¡Usábamos los discos de tres y media, qué horror! Es más, cuando entré, era normal entregar ensayos escritos a máquina. Yo  me compré mi compu, y fui de las primeras en llevar mi lap top a la escuela, cuando los finales estaban encima y cada minuto contaba para terminar los ensayos. Los guardaba en mi disco, y tenía que buscar dónde me los imprimieran. En la Central cobraban carísimas las impresiones, si podía iba hasta el pasaje de Copilco. Ahora mi pobre lap ya murió, sirve como máquina de escribir y en cualquier momento colapsa, la conservo como reliquia porque me sirvió en mis años maravillosos y en su tiempo fue la octava maravilla de las de batalla.

Total que reveo Felicity y me vienen todos esos recuerdos y reflexiones profundísimas de cómo pasa el tiempo, hace diez años pasaba más lento que ahora. Un año actual tiene más cambios que un año hace diez años. De pronto el internet, zas el cd, zas el dvd, zas lo regrabable, zas la usb, zas la web 2.0, zas no sé qué más, y sálvese quien pueda y si no quedas fuera fuera lo que se dice fuera, a menos que seas Javier Marías para no necesitar compu ni internet ni coche ni celular.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Me acuerdo de... y etiquetada , , , , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Felicity

  1. Lear dijo:

    Yo todavía no me creo nada las injurias de Marías a la tecnología como no sea para consecuentar a su personaje. Nunca vi la serie, pero es cierto que cuando uno ve películas sin celulares, sin laptops y sin complejos ante los fumadores uno se da cuenta de que hemos cambiado demasiado.

    • Becca dijo:

      Pues con Marías todo es posible, nada más ver su cara de patibulario en las fotos, como él mismo reconoce. A mí hasta me parece que en cualquier momento empuña una metralleta, mata a todos y luego se suicida, de tan atormentado que se ve el pobre, pero pus quién sabe.
      El Tiempo, el Tiempo…

  2. Ross dijo:

    Wow, de pronto me remontaste a la época de universidad. A mi me tocó la transición de los discos 3 y media a las USB, es más todavía conservo la qu eme compré de 128 megas, uff no manches eran como 100 disketes y mimra que me costó super cara, ahora las de giga están en $100 o menos.

    También conservo mi compu del año 98 que al igual que la tuya sirve de maquina de escribir y eso cuando tiene ganas. Los disketes eso si ya los tiré,n i siquiera revisé si tenian algo importante jaja.

    Sobre la serie mmm nunca la había escuchado =S

    • Becca dijo:

      a la mía hasta le mandé adaptar una entrada para usb, que ni tenía la pobre. ¡Ayyyy y las horísimas que pasé en internet con ella, y bajando música del napster, imagínate! no creo que nadie de este siglo se acuerde del napster, jijiji
      La serie…pues fue famosísima, pero ya vi que no tanto…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s